Métodos de pago en el Blackjack

Una vez el tallador muestra el as, le solicita a los jugadores si desean comprar un seguro contra el posible puntaje de El seguro es esencialmente una apuesta respecto a si el tallador tiene o no una 21 desde la repartición inicial, y requiere que los jugadores pongan la mitad de sus apuestas iniciales.

Si el tallador tiene 21, la casa paga las apuestas por seguro Ese pago elimina la pérdida a causa de la apuesta inicial.

Si el tallador tiene 21, el jugador pierde la apuesta inicial, pero recibe un pago por la cantidad del seguro, y así reciben esa misma cantidad de vuelta. Si ambos tienen 21, la mayoría de reglamentos de blackjack estipulan que es un empate. Pero algunos reglamentos de 21 le dan los empates al tallador cuando se trata de un blackjack.

Sin embargo, en la mayoría de casos, un empate resulta en que el jugador reciba su apuesta de vuelta. Es como si la mano nunca hubiera ocurrido.

Si el tallador no tiene blackjack, quienes compraron el seguro pierden esa cantidad, sin importar cómo se desenvuelva el resto de la mano. Es importante anotar que los jugadores tienen varias opciones para elegir después de que se les reparten sus dos primeras cartas. Las decisiones que tomen deben tener en cuenta las cartas que tienen los otros jugadores que están en la mesa, así como el tallador.

En la mayoría de casos, un jugador se planta normalmente cuando el valor de sus cartas está entre 16 y La mayoría de jugadores asimismo usualmente piden cuando tienen algo igual o menor a Cuando los valores de las cartas suman entre 12 y 16 puntos, los jugadores necesitan evaluar cuidadosamente la mano del tallador para determinar la mejor manera de proceder.

Los jugadores pueden pedir otra carta las veces que quieran, pero una vez se pasen de 21, las manos ya no tienen valor, y la casa se lleva las apuestas.

Sin embargo, hay algunas jugadas más avanzadas que la reglas de 21 permiten que los jugadores utilicen. Si un tallador tiene menos de 17, debe seguir sacando cartas hasta que alcance un 17 o más, sin pasarse de Una vez el tallador alcance un puntaje de 17 o superior, se plantará.

El puntaje del tallador se compara entonces con el puntaje de cada jugador. Si los puntajes del jugador y el tallador son iguales, el jugador recibe de vuelta su apuesta original, y esto constituye un empate.

Si el tallador se pasa de los 21 puntos, todos los jugadores de la mesa ganan y reciben un pago Cualquier jugador que tuviera un blackjack ya habría recibido un pago durante la ronda por lo menos en proporción y hasta Dependiendo del casino, algunos permiten que los jugadores reduzcan sus pérdidas renuncian do a la mitad de sus apuestas después de la repartición inicial.

Una renuncia o rendición temprana permite que el jugador se rinda cuando aparece un 10 o una figura sin tener que esperar a ver la carta tapada para comprobar si hay un blackjack.

Eso podría ser preferible si el tallador está mostrando una mano especialmente fuerte, como un as. Una rendición tardía permite que el jugador se rinda después de ver la carta tapada, pero antes de que el tallador revele su mano. Muchos jugadores ven la renuncia temprana como más favorable, en especial si el tallador está mostrando un as.

Por ejemplo, virtualmente todos los jugadores de 21 van a querer dividir un par de ases realizando una apuesta adicional para crear dos manos potencialmente ganadoras.

Después de recibir dos cartas más, el jugador determina si pide o se planta en cada una de las dos manos que ahora tiene. Dependiendo de las cartas que se repartan, dividir las cartas puede duplicar tus posibilidades de conseguir un blackjack. Dividir las cartas también puede duplicar tus ganancias potenciales a partir de la misma mano inicialmente repartida.

Los jugadores más hábiles evalúan sus cartas y las comparan con la carta visible en la mano del tallador para determinar en qué casos dividir cartas es una jugada inteligente.

Por ejemplo, la mayoría no dividen un par con un valor de 20 puntos, mientras que todos dividen un par de ases.

Otra jugada popular que podría duplicar tus ganancias —y pérdidas— en una mano dada es la de doblar la apuesta. Doblar la apuesta te permite duplicar lo apostado luego de la apuesta inicial, pero solo recibes una carta más.

Si esa carta adicional es suficiente para vencer la mano del tallador, ganas el doble de la cantidad de dinero. Si no vence la mano del tallador, podrías resultar perdiendo el doble de tu apuesta inicial. Mucho jugadores expertos usan un sistema estricto basado en probabilidad estadística para determinar los momentos ideales para doblar la apuesta.

Al igual que al dividir cartas, esa valoración incluye la carta que el tallador muestra desde la repartición, además de otras cartas que pueden haber entrado en juego. El número de mazos también afecta la estrategia ideal para jugar a la 21 y para considerar cuándo es apropiado doblar la apuesta.

Muchos casinos siguen las reglas tradicionales de 21 que fueron populares en algún momento en la Franja de Las Vegas, lo que se conoce tradicionalmente como 21 Americana o Reglas de Las Vegas.

Sin embargo, no esperes que los casinos en la Franja de Las Vegas ofrezcan más estas reglas, a menos que estés jugando en las mesas de altos límites. Estos juegos son más comunes en internet y en casinos pequeños que se enfocan en los lugareños.

Aún así, el juego tiene muchas otras versiones con sus propios cambios sutiles de reglas. Esto es similar a la variación europea de solo poder doblar la apuesta con un 10 o un 11 sólidos.

Esta regla no es favorable para el jugador porque doblar la apuesta teniendo entre 12 y 18 es favorable en muchas situaciones cuando se juega a la La mayoría de países fuera de EE.

Eso deja una carta más en el mazo para que los jugadores la reciban, y esta podría ser el as que aparece en el momento indicado. No se ofrecen en todas las mesas y son más comunes en internet que en el juego físico.

La única apuesta complementaria que es habitual en casi todas las mesas es la del seguro. Hay una variedad muy amplia de apuestas complementarias en blackjack. La mayoría de ellas implican que el jugador reciba ciertas cartas inicialmente como un par específico , que la suma de la repartición inicial alcance cierto número, o que el tallador se pase con la primera carta que saca.

Las apuestas complementarias casi siempre le dan una ventaja a la casa mucho más alta que el mismo juego de blackjack y usualmente no son vistas como una buena apuesta para el jugador promedio. Sin embargo, pueden ser usadas por parte de contadores de cartas expertos en ciertas situaciones.

Sin importar qué tipos de reglas de blackjack usen tus casinos físicos y online favoritos, puedes adaptar tu juego a las reglas y tener mejores oportunidades de ganar con mayor frecuencia. Ahora que conoces los fundamentos de las reglas de la 21, puedes divertirte con juegos online y de mesas de casino usando dinero real o solamente por diversión.

Entre más estudies juegos específicos y aprendas a aplicar estrategias básicas de 21 blackjack, más puedes verte venciendo a la casa y ganando más dinero. Lo único que se necesita es algo de juego habilidoso, combinado con un poco de suerte oportuna de tu lado. Hefty bonuses for all players Incredibly low wagering requirements No winning caps.

En un casino en vivo, los límites de mesa usualmente están publicados visiblemente en un anuncio en la mesa. Las reglas pueden estar impresas en la mesa, o tal vez tengas que preguntárselas al tallador.

Es posible que el casino anuncie el número de mazos que usa, pero por lo general no está en la obligación de hacerlo; tendrás que mirar el zapato y calcular o preguntarle al tallador. En un casino online, los casinos de blackjack que tengan buena reputación deben permitir ver las reglas antes de que entres a una mesa, y usualmente hay un botón que puedes presionar para refrescar tu memoria si es necesario si algo no está visible constantemente en la pantalla.

No deposites dinero real en tu cuenta de jugador hasta que hayas verificado que las reglas del casino son siempre visibles y son justas para los jugadores. En los físicos, las políticas varían de un sitio a otro, pero es muy común que los casinos permitan que los jugadores usen tarjetas de estrategia.

Sin embargo es posible que uno no las quieran puestas sobre la mesa como parte de una política general de no permitir nada sobre la mesa. Algunos posiblemente les pidan a los jugadores que las guarden si otros jugadores sienten que el juego se ralentiza demasiado. Si no estás seguro de la política de la casa, simplemente pregúntale al tallador antes de sentarte.

Sin embargo, estas también tienden a compensarlo con pagos muy pobres por blackjacks naturales, y también pueden darle al tallador la victoria en ciertos tipos de empates. Si te sientas a hacer los cálculos, las variantes de 21 y los juegos excéntricos de blackjack usualmente terminan teniendo una ventaja de la casa más desfavorable que el blackjack estándar, incluso aunque las reglas en un principio parezcan ser más generosas.

Las reglas comunes de blackjack que de hecho inclinan el juego a favor del jugador si se usa una estrategia perfecta son las siguientes:. Se usan uno o dos mazos Se permiten renuncias tempranas o tardías Se permite doblar ilimitadamente Los jugadores pueden redividir los ases y arrastrar cartas a ellos El jugador gana automáticamente si arrastra seis cartas sin pasarse.

Por supuesto, cuando los casinos incluyen estas reglas, también les mezclan reglas menos favorables para compensarlas y conservar la ventaja para la casa. La mesa más favorable posible que podrás encontrar en la realidad es un juego a un solo mazo que pague por los blackjacks y permite renuncias tempranas, pero prepárate para que haya límites altos en las mesas a cambio de que la ventaja de la casa se reduzca.

Sí, tienen un impacto altísimo. Nada más cambiar el pago del blackjack a le da al casino un incremento del 1. Ningún cambio de regla le da a la casa más ventaja que el permitir que el tallador gane los empates.

Para el jugador promedio de blackjack que no está contando cartas, afecta muy poco en cuestión de retorno esperado y ventaja de la casa. Pero por otro lado, los contadores de cartas quieren que haya el menor número de mazos posible para simplificar sus cuentas. Algunas mesas de blackjack tienen la costumbre de descartar la primera carta de cada zapato nuevo antes de comenzar a jugar.

Las reglas respecto a ver este carta varían de un lugar a otro, o incluso de un tallador a otro. Algunos automáticamente la muestran a la mesa, a algunos hay que pedírselo, y rara vez algunos casinos tienen la política de nunca mostrársela al jugador. Los contadores de cartas, lógicamente, preferirían ver la carta quemada, pero por lo general no consideran grave el no poderla ver, ya que de todas formas usualmente hay una cantidad de cartas detrás de la carta de corte que nunca se ven.

Esta práctica de hecho no se diseñó para combatir el conteo de cartas. Previene que los jugadores o talladores deshonestos marquen la carta de encima, o que se muestre accidentalmente a los jugadores antes de repartir.

Si el casino quisiese quemar cartas para disuadir el conteo de estas, quemaría periódicamente varias cartas de la mitad del zapato para afectar más efectivamente los conteos de los jugadores. Blackjack Conteo de Cartas en el Blackjack Estrategia Para El Blackjack Estrategias y Consejos Para Jugar Blackjack Reglas de Blackjack Edward Thorp Reseñas de Casinos Betsafe Casino Revisión Royal Vegas Casino Revisión Menu.

Free Spins? Sign Up. JUGAR AHORA. Te ayudamos con los últimos recursos, estrategias y consejos de blackjack para que te conviertas en un ganador. Echa un vistazo a nuestra lista de casinos de blackjack recomendados para Red Stag Casino.

Cool Cat Casino. Slots of Vegas. Sloto Cash. Reglas del Blackjack. La fórmula comprobada para convertirse un jugador de blackjack avanzado es sencilla: práctica y repetición. Todos los sistemas de conteo de cartas y las tarjetas de estrategia del mundo no pueden ayudarte cuando se te acaba el tiempo.

Y las estrategias avanzadas de conteo de cartas dependen de hacer un conteo seguido, entonces si se te olvida en dónde vas, tendrás que esperar hast que todos los mazos del zapato se hayan repartido.

Read Review. Las Reglas del Blackjack. Valores de las Cartas en Blackjack. Reglas Básicas de las Mesas de Blackjack. Al terminar de repartir las dos primeras cartas a cada jugador, el crupier pondrá luego su primera carta boca arriba de manera que sea visible para el resto de jugadores, quienes podrán tomar sus decisiones en función de esa carta, mientras que el crupier tendrá una segunda carta boca abajo en espera de su turno.

Cada jugador compite únicamente contra el crupier, siendo indiferente a las cartas que tengan el resto de los demás jugadores. Cada jugador tiene la posibilidad de plantarse y quedarse con cualquier puntuación, o de pedir más cartas hasta alcanzar los 21 puntos.

Alcanzar los 21 puntos con más de una carta extra no se considera blackjack, siendo por tanto esa jugada inferior al blackjack con dos cartas. Si al pedir una nueva carta se pasa de 21, el jugador pierde automáticamente la partida y sus cartas y apuesta serán retiradas por el crupier.

Cuando todos los jugadores hayan pedido sus cartas, el crupier mostrará su segunda carta boca abajo y sacará más cartas si fuera necesario hasta sumar 17 o más puntos para alcanzar el número 21, momento en el que se plantará.

Según el casino en que se juegue, el blackjack puede tener distintas variantes. En general hay dos versiones de blackjack, el europeo y el americano.

La diferencia entre ellos es que en el caso del americano, el crupier, tras poner su primera carta visible, sacará su segunda carta que estará tapada, pero en el caso de que con la carta visible haya posibilidad de conseguir blackjack un As o una carta de valor 10 visible , comprobará la segunda carta antes de continuar para ver si tiene blackjack.

En el caso de tener blackjack, lo comunicará al momento finalizando la mano, con lo que en caso de que continúe el juego por no tener blackjack, sabremos que no estamos jugando contra un blackjack del crupier.

Sin embargo en el caso del blackjack europeo, la segunda carta del crupier no se saca hasta que todos los jugadores hayan jugado su mano, sacando su segunda carta al final. En este caso cabe la posibilidad de que tras aumentar nuestra apuesta, el crupier obtenga blackjack.

Para el jugador, es más ventajoso el blackjack americano que el europeo. El juego básico consta de una mesa con capacidad para hasta 7 jugadores, y un crupier, quien será el permanente oponente de los jugadores en representación del casino.

Cada jugador tiene por derecho a una casilla donde recibirá dos cartas y podrá hacer la apuesta que le plazca, siempre y cuando se acople a los montos máximos y mínimos que tenga cada casino. En cada mesa encontrará los montos máximos y mínimos que se pueden jugar.

Dependiendo del casino o incluso la mesa, se jugará con cartas barajadas manualmente por el crupier, jugando entre 4 a 8 barajas, usando un zapato del que sacará las cartas conforme avance el juego; o con cartas barajadas por una máquina automática donde la cantidad de barajas varía.

Las reglas básicas de este juego están planteadas hace varios años, pero a medida que ha pasado el tiempo, han ido surgiendo ciertas modificaciones que hacen que jugar al blackjack sea cada vez sea un poco más complejo y requiera más atención.

Las reglas comunes son que normalmente el blackjack directo del jugador se paga 3 a 2, salvo que crupier también tenga blackjack y empate.

Si la carta visible del crupier es un As, se ofrecerá la posibilidad a cada jugador de comprar un seguro por si el crupier tiene blackjack. El seguro consiste en poner la mitad de lo apostado inicialmente para cubrir la posible perdida. Si el crupier tuviera blackjack, recogerá todas las apuestas que no tuvieran blackjack y pagará los seguros a razón de 2 a 1, mientras que si no tiene blackjack, retirará el importe de los seguros.

El caso del blackjack americano, también es habitual que si el jugador tiene blackjack y el crupier tiene un As visible, se le ofrezca la posibilidad de cobrar el blackjack con un 2 a 1 en lugar del 3 a 2 habitual como alternativa a la compra del seguro.

Esta decisión la tiene que tomar antes de que el crupier compruebe si tiene blackjack, ya que en caso de que el crupier tuviera blackjack, habría un empate entre el crupier y el jugador y este último solo recuperaría su apuesta inicial sin ganancias.

En general los expertos no recomiendan la compra del seguro, puesto que estadísticamente la posibilidad de que con un As visible el crupier tenga blackjack, es inferior a la posibilidad de que no lo tenga. Un jugador tiene la posibilidad de duplicar su apuesta tras recibir sus dos primeras cartas, pero esto significa pedir obligatoriamente una nueva carta y plantarse tras esa carta sea cual sea la puntuación que tenga.

En algunos casinos la posibilidad de doblar la apuesta está limitada a que el jugador tenga inicialmente 9, 10 u 11 puntos con las dos primeras cartas. Cuando al jugador le salgan las dos primeras cartas del mismo valor, tiene opción a separar ambas cartas en dos apuestas diferentes, duplicando también la apuesta realizada.

En este caso cada apuesta juega de manera separada contra el crupier. Si las cartas que se separan corresponden a dos ases, solo se le permitirá sacar una carta adicional en cada una de las dos apuestas separadas.

En caso de que al separar la apuesta en dos cartas se consiguiera en alguna de ellas 21 puntos con solo dos cartas, en este caso no se considerará blackjack. Aunque las reglas varían sutilmente entre casinos, existen dos principales variantes del juego: el Blackjack americano y el europeo.

En el caso de que la carta descubierta sea un As o una carta que valga 10 el crupier comprueba el valor de la carta tapada antes de pasar el turno, si ésta le permita hacer Blackjack, no pasa el turno a los jugadores, el crupier descubre la carta, los jugadores que tienen Blackjack empatan con el crupier, es decir no ganan pero tampoco pierden nada y los jugadores que no tienen Blackjack pierden su apuesta.

La diferencia en el reparto de cartas al crupier en las modalidades del Blackjack americano y el europeo afecta a la ventaja del casino. El casino tiene mayor ventaja en el Blackjack americano por varios motivos: cuando la carta descubierta del crupier señale que este puede conseguir Blackjack, comprobará el valor de la carta tapada, si tiene Blackjack el crupier no da turno a los jugadores y la partida se acaba, si no tiene Blackjack el crupier da turno a los jugadores que jugarán con la certeza de que el crupier no tiene la jugada máxima, información muy valiosa para saber si separar o doblar.

En el Blackjack europeo los jugadores siempre juegan antes que el crupier desconociendo si el crupier conseguirá Blackjack o no, pudiendo doblar o separar; si el crupier consigue Blackjack los jugadores que doblaron o separaron perderán todas las apuestas realizadas.

Por tanto, cuando se juega al Blackjack europeo y la carta del crupier muestra que hay posibilidades de que el crupier consiga Blackjack es recomendable no arriesgar doblando o separando.

Otra ventaja del Blackjack americano para el jugador es la opción de cobrar dinero de empate con una mano Blackjack por lo mismo que se apostó, es decir cuando jugador tenga 21 natural y dealer tenga un As visible, el jugador puede cobrar y no asegurar y el dealer no continúa con segunda carta lo cual no es beneficioso, es decir cobrar a razón de 1 a 1 y no a razón de 3 a 2.

Cuando la carta descubierta del crupier es un As, en este caso, los jugadores con Blackjack podrán cobrarlo por una cantidad igual a la apostada antes de que el crupier compruebe el valor de la carta tapada.

Una partida de blackjack se inicia cuando el crupier comienza a repartir las cartas a los jugadores. Según la modalidad, serán repartida una o dos cartas a cada jugador.

Recuerda que una de esas cartas se encuentra tapada. Acto seguido, puede darse el caso en el que la banca disponga de blackjack de salida, aunque si no es el caso, cada jugador decide su siguiente acción durante el turno de juego.

A continuación, damos paso al turno de la banca, donde cada jugador debe mostrar la carta oculta o bien, recibir una nueva si el modo de juego es americano o europeo. Las propias reglas del blackjack obligan al crupier a pedir carta si tiene menos de 16 puntos y plantarse si cuenta con entre 17 y 21 puntos.

Esto se conoce como "turno de la banca". Finalmente, llega el turno de "pago", donde se acaba la mano. Si la banca no logra el blackjack, se paga 3 a 2 2. Si la banca consigue el blackjack, el pago es 1 a 1. Si resulta en empate se anulan las apuestas y se devuelve lo apostado a cada jugador.

Contenidos mover a la barra lateral ocultar. Artículo Discusión. Leer Editar Ver historial. Herramientas Herramientas. Lo que enlaza aquí Cambios en enlazadas Subir archivo Páginas especiales Enlace permanente Información de la página Citar esta página Obtener URL acortado Descargar código QR Elemento de Wikidata.

Crear un libro Descargar como PDF Versión para imprimir. En otros proyectos. Wikimedia Commons. Cartas y apuesta en juego.

Historia [ editar ] La veintiuna, juego de origen desconocido, es el precursor del blackjack.

El blackjack se paga 3 a 2, así que recibimos 2,5 unidades por cada unidad apostada siempre que la banca no tenga blackjack también. Si ganas a Si la banca no logra el blackjack, se paga 3 a 2 ( unidades por cada apostada). Si la banca consigue el blackjack, el pago es 1 a 1. Si resulta en empate Si has recibido blackjack y la banca muestra un as, cobrar 1 a 1 es un tipo especial de seguro que se realiza. Si decides cobrar 1 a 1, el pago será 1 a 1 sin

Reglas del blackjack

Video

Aprende a jugar Black Jack

Métodos de pago en el Blackjack - Hit o pedir: Cuando el jugador le pide una carta al croupier · Stand o pararse: Cuando el jugador decide plantarse · Doblar: El momento en que el jugador decide El blackjack se paga 3 a 2, así que recibimos 2,5 unidades por cada unidad apostada siempre que la banca no tenga blackjack también. Si ganas a Si la banca no logra el blackjack, se paga 3 a 2 ( unidades por cada apostada). Si la banca consigue el blackjack, el pago es 1 a 1. Si resulta en empate Si has recibido blackjack y la banca muestra un as, cobrar 1 a 1 es un tipo especial de seguro que se realiza. Si decides cobrar 1 a 1, el pago será 1 a 1 sin

En cuestión de pagos, una mano ganadora en blackjack recibe un pago Pero el pago por un puntaje perfecto puede ser más alto. Muchos casinos ofrecen un pago o por un puntaje de Si a un jugador se le reparte una mano con un blackjack en las dos primeras cartas un as y una carta con valor de 10 puntos , al jugador se le pagará o quizás incluso bajo ciertas circunstancias.

Los pagos y para blackjack son una tradición que se remonta a los origines del juego. Sin embargo, conforme se ha diseminado la información de cómo vencer al juego y los jugadores han mejorado en general, algunos casinos han recurrido a pagos más pequeños como una forma de proteger sus ganancias en blackjack.

Ahora es común ver casinos que pagan o por los blackjacks. Los números más grandes no significan algo mejor; quieren decir que obtienes menos dinero por tus victorias. Cuando se juega al blackjack, tan pronto al jugador se le da una mano ganadora, la casa paga inmediatamente.

La única vez que el jugador no recibe un pago inmediato es cuando la carta visible del tallador es unas, o cualquier carta que valga 10 puntos.

La razón para esto es que si el tallador también tiene una mano con blackjack, se considera que la ronda es un empate. Pero algunos casinos aumentan su ventaja dándole a la casa una victoria automática cuando esta tiene un blackjack, incluso si el jugador también lo tiene.

Estos juego son los menos favorables para el jugador y deberían ser evitados. Es por esto que es tan importante asegurarse de que conoces las reglas de la casa respecto al blackjack antes de comenzar a apostar. Los límites de mesa en blackjack varían de un casino a otro, tanto en casinos físicos como en casinos online.

La mayoría de mesas de 21 reciben hasta seis jugadores, pero el costo de las mesas de altos límites por lo general reduce el número de jugadores. Es muy fácil realizar tu apuesta cuando juegas a la 21 en una mesa de apuestas en vivo o en una mesa virtual online.

Los límites de mesa determinarán la cantidad mínima que puedes apostar, y las reglas de la casa determinarán la apuesta máxima potencial. Los jugadores ubican su apuesta en el recuadro para que se les reparta. El juego de 21 comienza con los jugadores colocando sus apuestas en el respectivo recuadro o círculo para apuestas ubicado en frente de ellos.

Usualmente, se usan fichas de juego de valores claramente marcados para representar las apuestas con efectivo. Una vez todos los jugadores han hecho sus apuestas, el tallador les dirá que no se pueden realizar más apuestas excepto en circunstancias especiales. El tallador reparte una carta del zapato ya barajado al primer jugador a su izquierda y luego continúa hacia la derecha hasta que todos los jugadores han recibido una carta.

En este punto, cada jugador tiene algunas opciones respecto a qué hacer, lo cual afecta sus apuestas durante toda la mano. He aquí un vistazo más cercano a ellas. Luego de la repartición inicial, si la carta visible del tallador es un as, cada jugador tiene la opción de adquirir un seguro. La opción solo ocurre cuando el tallador tiene un as como carta boca arriba luego de la repartición inicial.

Una vez el tallador muestra el as, le solicita a los jugadores si desean comprar un seguro contra el posible puntaje de El seguro es esencialmente una apuesta respecto a si el tallador tiene o no una 21 desde la repartición inicial, y requiere que los jugadores pongan la mitad de sus apuestas iniciales.

Si el tallador tiene 21, la casa paga las apuestas por seguro Ese pago elimina la pérdida a causa de la apuesta inicial. Si el tallador tiene 21, el jugador pierde la apuesta inicial, pero recibe un pago por la cantidad del seguro, y así reciben esa misma cantidad de vuelta. Si ambos tienen 21, la mayoría de reglamentos de blackjack estipulan que es un empate.

Pero algunos reglamentos de 21 le dan los empates al tallador cuando se trata de un blackjack. Sin embargo, en la mayoría de casos, un empate resulta en que el jugador reciba su apuesta de vuelta.

Es como si la mano nunca hubiera ocurrido. Si el tallador no tiene blackjack, quienes compraron el seguro pierden esa cantidad, sin importar cómo se desenvuelva el resto de la mano.

Es importante anotar que los jugadores tienen varias opciones para elegir después de que se les reparten sus dos primeras cartas. Las decisiones que tomen deben tener en cuenta las cartas que tienen los otros jugadores que están en la mesa, así como el tallador.

En la mayoría de casos, un jugador se planta normalmente cuando el valor de sus cartas está entre 16 y La mayoría de jugadores asimismo usualmente piden cuando tienen algo igual o menor a Cuando los valores de las cartas suman entre 12 y 16 puntos, los jugadores necesitan evaluar cuidadosamente la mano del tallador para determinar la mejor manera de proceder.

Los jugadores pueden pedir otra carta las veces que quieran, pero una vez se pasen de 21, las manos ya no tienen valor, y la casa se lleva las apuestas.

Sin embargo, hay algunas jugadas más avanzadas que la reglas de 21 permiten que los jugadores utilicen. Si un tallador tiene menos de 17, debe seguir sacando cartas hasta que alcance un 17 o más, sin pasarse de Una vez el tallador alcance un puntaje de 17 o superior, se plantará.

El puntaje del tallador se compara entonces con el puntaje de cada jugador. Si los puntajes del jugador y el tallador son iguales, el jugador recibe de vuelta su apuesta original, y esto constituye un empate.

Si el tallador se pasa de los 21 puntos, todos los jugadores de la mesa ganan y reciben un pago Cualquier jugador que tuviera un blackjack ya habría recibido un pago durante la ronda por lo menos en proporción y hasta Dependiendo del casino, algunos permiten que los jugadores reduzcan sus pérdidas renuncian do a la mitad de sus apuestas después de la repartición inicial.

Una renuncia o rendición temprana permite que el jugador se rinda cuando aparece un 10 o una figura sin tener que esperar a ver la carta tapada para comprobar si hay un blackjack. Eso podría ser preferible si el tallador está mostrando una mano especialmente fuerte, como un as.

Una rendición tardía permite que el jugador se rinda después de ver la carta tapada, pero antes de que el tallador revele su mano. Muchos jugadores ven la renuncia temprana como más favorable, en especial si el tallador está mostrando un as.

Por ejemplo, virtualmente todos los jugadores de 21 van a querer dividir un par de ases realizando una apuesta adicional para crear dos manos potencialmente ganadoras. Después de recibir dos cartas más, el jugador determina si pide o se planta en cada una de las dos manos que ahora tiene.

Dependiendo de las cartas que se repartan, dividir las cartas puede duplicar tus posibilidades de conseguir un blackjack. Dividir las cartas también puede duplicar tus ganancias potenciales a partir de la misma mano inicialmente repartida.

Los jugadores más hábiles evalúan sus cartas y las comparan con la carta visible en la mano del tallador para determinar en qué casos dividir cartas es una jugada inteligente.

Por ejemplo, la mayoría no dividen un par con un valor de 20 puntos, mientras que todos dividen un par de ases. Otra jugada popular que podría duplicar tus ganancias —y pérdidas— en una mano dada es la de doblar la apuesta.

Doblar la apuesta te permite duplicar lo apostado luego de la apuesta inicial, pero solo recibes una carta más. Si esa carta adicional es suficiente para vencer la mano del tallador, ganas el doble de la cantidad de dinero.

Si no vence la mano del tallador, podrías resultar perdiendo el doble de tu apuesta inicial. Mucho jugadores expertos usan un sistema estricto basado en probabilidad estadística para determinar los momentos ideales para doblar la apuesta.

Al igual que al dividir cartas, esa valoración incluye la carta que el tallador muestra desde la repartición, además de otras cartas que pueden haber entrado en juego.

El número de mazos también afecta la estrategia ideal para jugar a la 21 y para considerar cuándo es apropiado doblar la apuesta.

Muchos casinos siguen las reglas tradicionales de 21 que fueron populares en algún momento en la Franja de Las Vegas, lo que se conoce tradicionalmente como 21 Americana o Reglas de Las Vegas. Sin embargo, no esperes que los casinos en la Franja de Las Vegas ofrezcan más estas reglas, a menos que estés jugando en las mesas de altos límites.

Sin embargo este juego no dejará de ser determinista contra generadores de números, simulaciones computarizadas y barajadoras continuas porque es inevitable que el jugador tenga 55 manos iniciales posibles con dos cartas: 10 manos duras, 10 manos suaves, 10 pares, 10 manos con carta diez posibles, combinaciones posibles versus carta visible del dealer, y el dealer siempre tendrá inevitablemente 10 cartas iniciales visibles por mano y 45 totales finales posibles por mano.

Como ya habrán deducido, el valor de las cartas en el Blackjack es muy importante debido a que debemos de saber en todo momento la suma de nuestra mano y la del crupier para saber que decisión tomar. Si no sabemos cuanto vale nuestra mano, nunca podremos aplicar una estrategia que nos permita ganar.

Los valores que toman las cartas son los siguientes: de la carta dos 2 hasta la carta diez 10 , el valor de la carta es su propio número. Las figuras valen diez Los Ases pueden valer uno 1 u once 11 y será el jugador quien decida qué valor toman los Ases en cada momento de la partida.

El crupier reparte dos cartas visibles a cada jugador. El valor del As puede cambiarse según la necesidad de no pasarse del número Si a un jugador le sale un As junto con una carta de valor 10, obtiene blackjack automáticamente, ganando la apuesta salvo que el crupier obtenga también blackjack.

Al terminar de repartir las dos primeras cartas a cada jugador, el crupier pondrá luego su primera carta boca arriba de manera que sea visible para el resto de jugadores, quienes podrán tomar sus decisiones en función de esa carta, mientras que el crupier tendrá una segunda carta boca abajo en espera de su turno.

Cada jugador compite únicamente contra el crupier, siendo indiferente a las cartas que tengan el resto de los demás jugadores.

Cada jugador tiene la posibilidad de plantarse y quedarse con cualquier puntuación, o de pedir más cartas hasta alcanzar los 21 puntos. Alcanzar los 21 puntos con más de una carta extra no se considera blackjack, siendo por tanto esa jugada inferior al blackjack con dos cartas.

Si al pedir una nueva carta se pasa de 21, el jugador pierde automáticamente la partida y sus cartas y apuesta serán retiradas por el crupier. Cuando todos los jugadores hayan pedido sus cartas, el crupier mostrará su segunda carta boca abajo y sacará más cartas si fuera necesario hasta sumar 17 o más puntos para alcanzar el número 21, momento en el que se plantará.

Según el casino en que se juegue, el blackjack puede tener distintas variantes. En general hay dos versiones de blackjack, el europeo y el americano. La diferencia entre ellos es que en el caso del americano, el crupier, tras poner su primera carta visible, sacará su segunda carta que estará tapada, pero en el caso de que con la carta visible haya posibilidad de conseguir blackjack un As o una carta de valor 10 visible , comprobará la segunda carta antes de continuar para ver si tiene blackjack.

En el caso de tener blackjack, lo comunicará al momento finalizando la mano, con lo que en caso de que continúe el juego por no tener blackjack, sabremos que no estamos jugando contra un blackjack del crupier. Sin embargo en el caso del blackjack europeo, la segunda carta del crupier no se saca hasta que todos los jugadores hayan jugado su mano, sacando su segunda carta al final.

En este caso cabe la posibilidad de que tras aumentar nuestra apuesta, el crupier obtenga blackjack. Para el jugador, es más ventajoso el blackjack americano que el europeo. El juego básico consta de una mesa con capacidad para hasta 7 jugadores, y un crupier, quien será el permanente oponente de los jugadores en representación del casino.

Cada jugador tiene por derecho a una casilla donde recibirá dos cartas y podrá hacer la apuesta que le plazca, siempre y cuando se acople a los montos máximos y mínimos que tenga cada casino. En cada mesa encontrará los montos máximos y mínimos que se pueden jugar. Dependiendo del casino o incluso la mesa, se jugará con cartas barajadas manualmente por el crupier, jugando entre 4 a 8 barajas, usando un zapato del que sacará las cartas conforme avance el juego; o con cartas barajadas por una máquina automática donde la cantidad de barajas varía.

Las reglas básicas de este juego están planteadas hace varios años, pero a medida que ha pasado el tiempo, han ido surgiendo ciertas modificaciones que hacen que jugar al blackjack sea cada vez sea un poco más complejo y requiera más atención.

Las reglas comunes son que normalmente el blackjack directo del jugador se paga 3 a 2, salvo que crupier también tenga blackjack y empate. Si la carta visible del crupier es un As, se ofrecerá la posibilidad a cada jugador de comprar un seguro por si el crupier tiene blackjack.

El seguro consiste en poner la mitad de lo apostado inicialmente para cubrir la posible perdida. Si el crupier tuviera blackjack, recogerá todas las apuestas que no tuvieran blackjack y pagará los seguros a razón de 2 a 1, mientras que si no tiene blackjack, retirará el importe de los seguros.

El caso del blackjack americano, también es habitual que si el jugador tiene blackjack y el crupier tiene un As visible, se le ofrezca la posibilidad de cobrar el blackjack con un 2 a 1 en lugar del 3 a 2 habitual como alternativa a la compra del seguro.

Esta decisión la tiene que tomar antes de que el crupier compruebe si tiene blackjack, ya que en caso de que el crupier tuviera blackjack, habría un empate entre el crupier y el jugador y este último solo recuperaría su apuesta inicial sin ganancias.

En general los expertos no recomiendan la compra del seguro, puesto que estadísticamente la posibilidad de que con un As visible el crupier tenga blackjack, es inferior a la posibilidad de que no lo tenga. Un jugador tiene la posibilidad de duplicar su apuesta tras recibir sus dos primeras cartas, pero esto significa pedir obligatoriamente una nueva carta y plantarse tras esa carta sea cual sea la puntuación que tenga.

En algunos casinos la posibilidad de doblar la apuesta está limitada a que el jugador tenga inicialmente 9, 10 u 11 puntos con las dos primeras cartas. Cuando al jugador le salgan las dos primeras cartas del mismo valor, tiene opción a separar ambas cartas en dos apuestas diferentes, duplicando también la apuesta realizada.

En este caso cada apuesta juega de manera separada contra el crupier. Si las cartas que se separan corresponden a dos ases, solo se le permitirá sacar una carta adicional en cada una de las dos apuestas separadas. En caso de que al separar la apuesta en dos cartas se consiguiera en alguna de ellas 21 puntos con solo dos cartas, en este caso no se considerará blackjack.

Normas de participación Esta es la opinión de los lectores, no la de este medio. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios inapropiados. La participación implica que ha leído y acepta las Normas de Participación y Política de Privacidad Normas de Participación Política de privacidad Por seguridad guardamos tu IP Más contenido de MurciaEconomía: Reproductor Online ME Radio Newsletter Hemeroteca Nosotros Contacto Publicidad Registro.

MurciaEconomía Términos de uso Protección de datos Mapa del sitio. Accede a tu cuenta. Inicia sesión y disfruta de todas las ventajas que te ofrecemos. Resetear contraseña. Escribe tu correo y te enviaremos un enlace para que escribas una nueva contraseña. Volver a acceder.

Pxgo un Protección del jugador en apuestas tiene menos Blcakjack 17, debe seguir sacando cartas hasta que alcance un 17 sl más, sin pasarse Métodos de pago en el Blackjack En general Salas de póker virtuales expertos no recomiendan la compra del seguro, puesto que estadísticamente Blackkack posibilidad de que con un As visible el crupier tenga blackjack, es inferior a la posibilidad de que no lo tenga. Doblar y ganar una mano contra el crupier Si doblas una mano para ganar contra el crupier, la proporción de pago será la misma Para jugar a la 21 y recibir cartas en una ronda, un jugador debe realizar una apuesta o envite. Según las reglas del blackjack consiste en apostar por la mano del jugador en lugar de por la tuya.

By Jukus

Related Post

2 thoughts on “Métodos de pago en el Blackjack”

Добавить комментарий

Ваш e-mail не будет опубликован. Обязательные поля помечены *